• Así lo determinó la Cámara de Casación Penal de Buenos Aires frente a la apelación de la defensa del acusado.
  • El fallo anterior había establecido la perpetua por mediar violencia de género y «odio a la identidad de género» por ser Sacayán una mujer trans.

 Tenemos algo para ofrecerte

Con nuestra suscripción digital disfrutás de más de 300 artículos exclusivos por mes y navegás sin límites nuestros sitios. Tenemos newsletters premium, una comunidad exclusiva para vos, descuentos con Club La Voz y más.

La Cámara de Casación Penal confirmó la pena de prisión perpetua para Gabriel David Marino por el homicidio de la dirigente trans Diana Sacayán, cometido en octubre de 2015 en el barrio porteño de Flores, aunque le quitó el agravante de «odio a la identidad de género», que fue por primera vez empleado en este caso en 2018, informaron hoy fuentes judiciales.

La decisión fue adoptada por la Sala 1 de la Cámara que resolvió «rechazar el recurso de casación interpuesto por la defensa de Marino y confirmarla condena impuesta, con la sola rectificación de la subsunción legal, la que deberá encuadrarse en el Art. 80, inciso 11° del Código Penal -­homicidio calificado por haber mediado violencia de género­-«, según el fallo.

En una resolución por mayoría dictada el 2 de este mes, los camaristas revocaron el agravante de «travesticidio» de la condena dictada por el Tribunal Oral Criminal 4 porteño en junio de 2018, cuando consideraron que Moreno había actuado por «odio a la identidad de género» de la dirigente trans, en una resolución judicial sin precedentes.

La autopsia reveló que la víctima presentaba 27 lesiones en su cuerpo, 13 de ellas producidas por un cuchillo de una hoja de 20 centímetros que fue secuestrado en la escena del crimen.

Sacayánera líder de la Asociación Internacional de Lesbianas, Gays y Bisexuales (ILGA) y dirigente del Movimiento Antidiscriminatorio de Liberación (MAL).