Deportes

3 marzo, 2021

Mundo Noticias Sol Latina

Periódico Digital

Intentan entrar a una casa a robar: hay dos detenidos y otros dos ladrones huyeron por los techos

El episodio ocurrió esta mañana en una propiedad situada en Vetere 1247, a la que cuatro ladrones intentaron entrar con fines de robo, por lo que el propietario al verlos alertó inmediatamente a la policía, que llegó al lugar y rodeó la manzana para atraparlos.

Dos delincuentes con antecedentes penales fueron detenidos hoy mientras que otros dos lograron fugarse por los techos de viviendas, luego de entrar a robar a una casa de la localidad bonaerense de Banfield, donde redujeron a un matrimonio y su hija de 11 años, quien en ese momento hacía una videollamada con una amiga que advirtió el hecho y alertó a la policía, informaron fuentes policiales.
En tanto otro vecino, de 82 años, resultó herido de un tiro en un brazo cuando al escuchar ruidos de los delincuentes subió al techo armado y se autolesionó, agregaron los voceros.

El hecho sucedió cerca de las 3.30, cuando dos ladrones entraron a una casa situada en Vetere 1247, de Banfield, luego de forzar una reja.

Una vez en el interior de la vivienda, los delincuentes llegaron a la habitación matrimonial, donde redujeron a un matrimonio, tras lo cual hicieron lo mismo con su hija de 11 años que en ese momento chateaba con una amiga.

Los ladrones se llevaron 300 pesos y un celular de su esposo, que era de poco valor y abandonaron en el patio de la casa

«(La niña) estaba hablando por videollamda con una amiga que vive a la vuelta y escucha ruidos. Le grita al papá pensando que se había levantado y cuando sale de su habitación la agarran de atrás», relató esta mañana a la prensa Mirta, madre de la nena y una de las víctimas del hecho.

La mujer aseguró que la amiga de su hija continúo con la llamada y le avisó a sus padres, quienes alertaron a la policía.

«Gracias a esto se fueron en 15 o 20 minutos porque empezó rápidamente el despliegue policial», aseguró .

Mirta contó que en el lapso que los delincuentes estuvieron en su casa, redujeron a toda la familia, los ataron y golpearon «con algo contundente» a su marido, mientras les pedían «dinero y dólares».

«Ellos decían que tenían un cuarto delincuente de campana afuera y se comunican por Handy. Se ve que algo les dijo porque apagan la luz y nos decían que hagamos silencio», recordó.

Finalmente, los ladrones se llevaron 300 pesos y un celular de su esposo, que era de poco valor y abandonaron en el patio de la casa.

Los asaltantes comenzaron a fugar por los techos de las viviendas linderas y en un momento se encontraron con un hombre de 82 años que había trepado a la azotea al escuchar ruidos.

Los voceros dijeron que ese hombre estaba herido de un tiro en un brazo, que aparentemente él se había producido cuando salió con su propia arma al escuchar ruidos.

Al lugar llegaron efectivos de diferentes brigadas policiales de Lomas de Zamora y del Grupo Halcón, quienes detuvieron a dos de los sospechosos, uno en la calle y el restante en el patio de una casa

Según los informantes, al lugar llegaron efectivos de diferentes brigadas policiales de Lomas de Zamora y del Grupo Halcón, quienes detuvieron a dos de los sospechosos, uno en la calle y el restante en el patio de una casa donde intentaba ocultarse.

Los otros dos presuntos cómplices, en tanto, lograron fugarse y eran intensamente buscados, agregaron los voceros.

Los detenidos fueron identificados por la policía como Nicolás Pucheta (23), quien tiene antecedentes por hurto, encubrimiento agravado, robro agravado por el uso de arma y violación de domicilio, y Ezequiel Zaninovich (32), con causas previas por robo simple y robo agravado por ser cometido en poblado y en banda y con arma.

Ambos fueron trasladados a la seccional local, donde quedaron a disposición de la justicia de Lomas de Zamora, acusados de «tentativa de robo agravado».

«Mi nena está asustadísima como cualquier chico que pasó por esto y con miedo de que vuelva a pasar. En el momento tuvo una actitud de no gritar y no llorar», expresó la víctima del robo.

Mirta indicó por último que su esposo, quien esta mañana se encontraba realizando la denuncia en la comisaría, resultó con golpes en el omóplato, en una mano y en la cabeza pero que no son de gravedad.